Cristiano Ronaldo: “Estoy destrozado, tengo derecho a sufrir solo”

1 07 2010
Cristiano Ronaldo muy  afectado por la derrota

Cristiano Ronaldo declaró tras concluir el partido de España: “Me siento destrozado, completamente desolado, frustrado y con una tristeza inimaginable” y apuntó que como capitán siempre ha asumido y asumirá sus responsabilidades.

A través del sitio web de su representante, el portugués quiso salir al paso sobre una frase que pronunció a la salida del partido cuando los periodistas quisieron entrevistarle y él no quiso hablar, respondiendo que le preguntaran a su seleccionador, Carlos Queiroz. “Cuando dije que le preguntaran al entrenador, fue simplemente porque Carlos Queiroz estaba en la rueda de prensa y podían escuchar sus explicaciones, porque yo no me sentía en condiciones de explicar nada”, indicó.

El jugador del real Madrid explica en sus declaraciones que su estado de ánimo le impedía hacer comentarios a la prensa. “Soy un ser humano, estaba sufriendo y tengo derecho a sufrir solo. No pensé que esa frase simple e inocente provocase tanta polémica. Por eso pido que no se busquen fantasmas donde no los hay, porque se puede crear un problema que no existe”, concluye el jugador.

http://www.cronaldo7.es





La casta de CR9

6 05 2010

Ya sabíamos que Ronaldo bien valía lo que el Madrid había pagado por él. Y, muy a pesar de Pellegrini que, no sin razón, aseguraba que este Madrid había estado 2 meses sin el portugués y ganando sus partidos, la realidad es que ahora los blancos tienen, como bien decían anoche los comentaristas del partido, “Cristianodependencia”.

De todo se ha dicho ya sobre Ronaldo, para bien y para mal, y con cada nueva hazaña se le compara con la genialidad del fútbol, Leo Messi. La eterna y continua lucha entre dos aficiones que está, en este final de liga, más viva que nunca. Sin entrar en comparaciones, que ni entiendo ni quiero comprender, la verdad es que Cristiano es un jugador perfeccionista y seguro, quizás el que más confianza tenga en sí mismo, por eso se enfada cuando no le salen las cosas, cuando un contrario le quita la pelota, cuando un compañero no lee bien las jugadas. Parece pensar “mejor que lo haga yo…”. Pero he ahí la peligrosidad del asunto. Como bien dice Pellegrini, un equipo no es un sólo jugador, aunque él sólo sea capaz de ganar partidos y llevar a su equipo a seguir peleando por la liga. Un equipo son 11 jugadores, y este Madrid cada vez se va pareciendo más, a falta de algunos retoques, como el reencuentro de Higuaín con el gol continuado o de Kaká con su mejor fútbol. Y si, además de eso, se contagian de la casta de CR9, la liga que viene será -aún si cabe- más emocionante.

Elena Martínez